- DEL ÁRBOL A SU MESA -

  SOLONARANJAS

 NARANJA PARA ZUMO

MUY RICO Y SIN PULPA

Con el fin de Naranjas con una gran cantidad de zumo, ideales para exprimir. Naranjas valencianas con un sabor dulce y matices ácidos muy suaves gracias a estar recogidas del árbol en 24 horas.

Pruébelo! Su opinión nos importa.  

ENVÍO

GRATIS

24/48 H

3866.jpg

SOBRE NOSOTROS

SÓLONARANJAS

Somos una familia valenciana dedicada al cultivo de los cítricos desde hace más de 70 años. Las naranjas que vendemos son cultivadas por nosotros mismos. Durante todo el proceso vegetativo del árbol (brotación, floración, cuajado y crecimiento del fruto) cuidamos al máximo la nutrición de los mismos con el fin de conseguir cítricos sanos.
Una vez que el cliente nos realiza su pedido, nuestro método de trabajo consiste en la recolección uno a uno de los frutos siempre que la meteorología no lo impida. Posteriormente, procedemos a realizar un ligero cepillado con el fin de ensalzar el brillo natural propio del fruto. De este modo, lo que come el cliente es fruta natural y fresca.
El contacto directo con el cliente nos permite conocer de primera mano  sus impresiones acerca del producto, así como sus necesidades. Esta comunicación  nos ayuda a mejorar la calidad y servicio.

 
 Más de 70 años dedicados 
 al cultivo de LOS CÍTRICOS 

 - SÓLONARANJAS - 

RECOGIDAS DEL ÁRBOL

LA MEJOR CALIDAD EN SU JUSTO MOMENTO

Cada año las condiciones climatológicas son distintas. Esta variable incide directamente en la maduración de la fruta.
Como usted sabe, nuestra filosofía es ofrecerle fruta fresca del árbol a su casa. A pesar de que ya hay fruta disponible en las fruterías, ésta no ha madurado de forma natural, sino que se ha forzado su evolución. 
Sin embargo, nuestra calidad se basa en  recolectar  la fruta cuando está apta para el consumo, y en menos de 24/48 horas desde su recolección, hacer entrega en su domicilio de sus naranjas.
Nuestra recomendación es que haga pedidos más frecuentes y así no acumule grandes cantidades de fruta en su domicilio. Las calefacciones y altas temperaturas de las casas, deterioran la fruta. Es preferible que la fruta esté en el árbol y la cortemos cuando usted quiera comerla.  
Notará la diferencia.